julio 15, 2024

Actualizado

El Partido Colorado retuvo el poder, con el ex mandatario como ‘padrino’

El presidente elector Santiago Pea, en Asunción.NORBERTO DUARTEAFP
  • Elecciones Santiago Pea gana las presidenciales en Paraguay
  • Entrevista Santiago Pea, candidato a la presidencia de Paraguay: «Estamos condenados al xito, el nuestro es un problema de abundancia»

Tiene tres meses y medio para preparar antes de asumir el 15 de agosto la presidencia, pero hay algunas cosas que Santiago Pea ve ya muy claras: quiere cerrar cuanto antes el acuerdo entre el Mercosur y la Unin Europea (UE), mantener al pas lejos de la influencia de China y buscar que la relación con España sume intensidad y cercanía.

«Espaa es un amigo de Paraguay, nuestra relacin siempre ha sido de una lealtad tremenda y una amistad principalmente con la corona espaola», dijo el presidente electo Durante una entrevista con EL MUNDO das antes de su contundente triunfo de este domingo: 42.74 % en contra 27,84% de Efran Alegre, al frente de una coalición de 14 partidos, la Concertación, que qued muy lejos de las expectativas que tena de derrotar por segunda vez en 70 aos al Partido Colorado.

«El vnculo econmico es muy bueno, pero Paraguay no ha desarrollado vnculos polticos, ni con Espaa ni con otro pas de Europa, que es lo que quiero trabajar», aadi Pea, cuyo triunfo fue seguido con atencin especialmente en tres centros del poder mundial : Estados Unidos, China e Israel.

El xito de Pea fue una mala noticia para China: Paraguay mantiene relaciones diplomáticas desde hace más de seis décadas con Taiwán, política histórica del Partido Colorado, una fuerza de derechas en la que se escucha con frecuencia el lema «Dios, patria y familia» . Declarados anticomunistas, los colorados no le darn el gusto a Pekn y seguirn siendo el nico pas de Sudamrica que reconoce a Taipei.

Que Pea se instale en el Palacio López es en cambio una buena noticia para el gobierno de Israel de Benjamin Netanyahu. Horacio Cartes, presidente de 2013 a 2018 y mentor de Pea, traslad la embajada paraguaya de Tel Aviv à Jerusaln, algo que revirti su sucesor, Mario Abdo Bentez, del mismo partido, aunque duramente enfrentado a Cartes y Pea. El presidente electo propone devolver la embajada a Jerusalén.

Para Estados Unidos, el xito de Pea es un sello de alerta. La embajada en Asunción es un factor decisivo de poder en el paso d’apenas 7,5 millones de habitantes. La carta etiquetada como «significativamente corrupto» de Cartes, hoy precandidato presidencial de Abdo Bentez e influyó fuertemente en las elecciones. ¿Qué es Pea ante el poder de Washington?

«Mira, yo no s cul es el tipo de relacin que ha tenido Mario (Abdo) con el gobierno americano, yo s el tipo de relacin que voy a querer tener: una relacin de respeto, de trabajo, de poder colaborar en temas . Siempre respetándolos y pidiendo el mismo trato hacia nosotros».

El Mercosur es otra prioridad del joven economista de 44 años, ministro de Hacienda de Cartes. Y, dentro de esa prioridad, Pea cree que ya no hay tiempo que perer y que el acuerdo de asociación entre el Mercosur y la UE debe cerrarse este año.

«Paraguay tiene una gran vocación de integración al mundo, porque durante muchos aos estuvimos aislados. Y al Mercosur hay que repensarlo, nostros pases no son los mismos que los de los aos ’90. Se necesita una mirada fresca y renovada. Pero todo dentro del Mercosur y nada fuera de l».

La última frase es una mala noticia para Luis Lacalle Pou, presidente de Uruguay, quien insiste en negociar acuerdos comerciales en forma individual. Brasil, Argentina y ahora Paraguay le dicen que eso no es posible.

En poltica interna, las dificultades de Pea sern de envergadura. El presidente electo no es un gran orador, y en la noche del triunfo se lo vio excesivamente dependiente de Cartes, una figura que polariza, también al interior del fracturado Partido Colorado. Nadie puede declarar que el nuevo presidente, tuvo un tecncrata con un Master en la Universidad de Columbia, no sepa lo que es enfrentarse a desafíos mayores: fue padre a los 17 años.

Pero, como y todo, horas después de la victoria, Pea sinti los limites desde las entraas del Partido Colorado. Silvio Ovelar, un influyente senador ligado a Cartes, anunci a bicefalia prcticamente: «La tarea de Horacio Cartes va a ser muy importante, independientemente de lo que diga el embajador de los Estados Unidos».

Y, por si no quedó claro, el nuevo presidente es, supo sentir, «un gobernante que necesita más que nunca la orientación de un órgano conductor».

Cumple con los criterios de

El proyecto de confianza

cortar más



Ver Más noticias…